REPÚBLICA DE CHILE
DIARIO DE SESIONES DEL SENADO
PUBLICACIÓN OFICIAL
LEGISLATURA 365ª
Sesión 6ª, en miércoles 5 de abril de 2017
Ordinaria
(De 16:22 a 19:22)
PRESIDENCIA DE SEÑORES ANDRÉS ZALDÍVAR LARRAÍN, PRESIDENTE;
GUIDO GIRARDI LAVÍN, VICEPRESIDENTE, Y
JAIME QUINTANA LEAL, PRESIDENTE ACCIDENTAL
SECRETARIO, EL SEÑOR MARIO LABBÉ ARANEDA, TITULAR
____________________
INTERCAMBIO DE INFORMACIÓN MIGRATORIA CON OTROS PAÍSES


El señor QUINTANA (Presidente accidental).- Proyecto de ley, en segundo trámite constitucional, que modifica diversos cuerpos legales para facilitar el intercambio recíproco de información con otros países, con informe de la Comisión de Relaciones Exteriores y urgencia calificada de "simple".
--Los antecedentes sobre el proyecto (9.242-10) figuran en los Diarios de Sesiones que se indican:
Proyecto de ley:
En segundo trámite: sesión 87ª, en 7 de marzo de 2017 (se da cuenta).
Informe de Comisión:
Relaciones Exteriores: sesión 5ª, en 4 de abril de 2017.
El señor QUINTANA (Presidente accidental).- Tiene la palabra el señor Secretario.
El señor LABBÉ (Secretario General).- El objetivo principal del proyecto es modificar la ley N° 19.628, sobre Protección de la Vida Privada; el decreto ley N° 2.460, de 1979, que dictó la Ley Orgánica de la Policía de Investigaciones de Chile; la ley N° 18.961, Orgánica Constitucional de Carabineros, y la ley N° 19.477, que aprobó la Ley Orgánica del Servicio de Registro Civil e Identificación, a fin de permitir el intercambio recíproco de información relativa a datos personales con otros países con los que existan tratados internacionales ratificados y vigentes.
La Comisión de Relaciones Exteriores discutió la iniciativa solamente en general y aprobó la idea de legislar por la unanimidad de sus miembros presentes, Senadores señores Larraín, Letelier y Pizarro.
El texto que se propone aprobar en general se transcribe en las páginas 24 y 25 del primer informe de la Comisión de Relaciones Exteriores y en el boletín comparado que Sus Señorías tienen a su disposición.
El señor QUINTANA (Presidente accidental).- En discusión general el proyecto.
Tiene la palabra el Senador señor Prokurica.


El señor PROKURICA.- Señor Presidente, este proyecto es de gran importancia y me parece que podría evitarnos una serie de inconvenientes que hoy día enfrenta nuestro país con la problemática de la inmigración. No obstante, veo que hay muy poco interés en el tema, porque no se dan cuenta de lo que implica.
Durante los últimos 20 años, nuestro país ha ido avanzando de manera firme en flexibilizar administrativamente sus normativas migratorias, algo que, sin lugar a dudas, ha permitido atraer, regularizar y registrar a miles de migrantes que ingresan al territorio nacional.
Sin embargo, en Chile rige la ley migratoria más antigua de América Latina. Tiene aproximadamente 40 años. Se trata del decreto ley N° 1.094, de 1975. Es decir, carecemos de un estatuto migratorio actualizado y moderno que cuente con los recursos necesarios y con una política dirigida a la nueva realidad que vive el fenómeno de la migración en nuestro país.
Estos vacíos han traído como consecuencia que nuestras policías no tengan una herramienta fundamental para poder determinar a qué persona, como migrante, se la deja entrar o no, a menos que haya cometido ciertos delitos graves contemplados por la Interpol. Pero para carteristas, microtraficantes o personas que hayan cometido delitos menores las policías no disponen de una herramienta que las faculte para reaccionar frente a ellas.
El proyecto tiene como objetivo modificar la ley N° 19.628, sobre Protección de la Vida Privada; el decreto ley N° 2.460, de 1979, que dictó la Ley Orgánica de la Policía de Investigaciones; la ley N° 18.961, Orgánica Constitucional de Carabineros, y la ley N° 19.477, que aprobó la Ley Orgánica del Servicio de Registro Civil e Identificación, a fin de permitir el intercambio recíproco de información relativa a los datos personales con otros países con los que existan tratados internacionales ratificados y vigentes.
A mi juicio, señor Presidente, este es un gran paso. Lo hemos planteado reiteradamente en la Comisión de Defensa Nacional del Senado, todos sus miembros, especialmente los Senadores que pertenecemos a regiones donde esto se ha transformado en un problema, porque no hay posibilidades de que las policías paren o filtren la llegada de personas que, habiendo cometido delitos en sus países de origen, posteriormente ingresan al nuestro.
Chile necesita a los inmigrantes. Yo soy hijo de uno de ellos. Y muchos de los que están aquí también lo son. Chile es un país de inmigrantes. Pero lo que queremos es que lleguen aquellos que vienen a trabajar, a entregar su capacidad de trabajo, su profesión u oficio, pero no delincuentes que, por una u otra razón, salen de sus países para cometer sus fechorías en el nuestro.
Como lo he sostenido muchas veces, nosotros tenemos delincuentes para exportar, de manera que no necesitamos traer más.
Por lo tanto, pensamos que con el proyecto de ley en discusión damos un paso adelante muy importante.
Permanentemente he solicitado que haya respaldo para que los funcionarios de la PDI puedan contar con los datos necesarios para conocer los antecedentes penales de los inmigrantes que proceden de países vecinos, como Perú, Bolivia y Argentina, o de Colombia, la República Dominicana o Haití. Porque en la actualidad en Chile tenemos una ley que, como ya señalé, data de 1975, cuando no existían las tecnologías de que disponemos ahora.
A mi juicio, señor Presidente, a través de esta iniciativa legal vamos a entregar a nuestras policías los mecanismos y las herramientas que las facultarán para filtrar y determinar quiénes pueden ingresar a nuestro territorio y quiénes no.
Voy a votar a favor del proyecto, que pido a la Sala respaldar, pues constituye una herramienta indispensable para nuestro país, por el fenómeno que está viviendo en el último tiempo.
El señor QUINTANA (Presidente accidental).- Ofrezco la palabra.
Ofrezco la palabra.
Cerrado el debate.
En votación la idea de legislar.
--(Durante la votación).
El señor QUINTANA (Presidente accidental).- Para fundamentar su voto, le ofrezco la palabra al Senador señor Chahuán.


El señor CHAHUÁN.- Señor Presidente, esta es una iniciativa de la máxima importancia.
Tal como indicó en forma preclara, como siempre, el Senador Baldo Prokurica, ciertamente va a permitir el intercambio de información entre distintos países, lo cual facilitará el traspaso de datos relevantes no solo en materia migratoria, sino que, adicionalmente, hará posible realizar una adecuada supervigilancia sobre el crimen internacional.
En ese contexto, la cooperación entre los servicios de impuestos de cada uno de los países que hayan suscrito los tratados respectivos, así como la posibilidad de contar con los antecedentes criminales de las personas que intenten ingresar a nuestro territorio, van a contribuir a la lucha contra el delito que se gesta a través de la asociatividad internacional.
Desde esa perspectiva, nosotros consideramos que el proyecto de ley va en la dirección correcta, por lo que lo vamos a apoyar de manera resuelta, tal como ya lo hicimos en la Comisión de Relaciones Exteriores, y esperamos que reciba el respaldo de todos los señores Senadores en la Sala.
He dicho.
El señor ZALDÍVAR, don Andrés (Presidente).- Tiene la palabra el Honorable señor Guillier.


El señor GUILLIER.- Señor Presidente, quiero destacar, en la misma línea de lo que ya se ha expresado anteriormente, la necesidad de enfrentar los procesos migratorios, que son habituales y normales en el mundo globalizado que vivimos.
Junto con facilitar el libre tránsito de las personas y hacer que esos procesos sean más seguros e incluso más expeditos, resulta indispensable complementar las medidas que garantizan el libre tráfico viajero con un mayor intercambio de información entre nuestro país y los gobiernos con quienes tenemos o podamos celebrar acuerdos mutuos para posibilitar una migración más confiable.
Al respecto, en el proyecto se establece una serie de modificaciones a la Ley sobre Protección de la Vida Privada y a las leyes orgánicas de la Policía de Investigaciones de Chile, de Carabineros de Chile y del Servicio de Registro Civil e Identificación con el propósito de permitir el intercambio recíproco de información relativa a los datos personales con aquellas naciones con las cuales existan tratados internacionales ratificados y vigentes.
Por lo tanto, no habrá arbitrariedad ni un trato desigual al migrante que llegue a Chile en comparación con las exigencias que otros países imponen a los migrantes chilenos que arriban a sus tierras.
Se trata, por ende, de crear una armonía entre el libre tránsito y un control migratorio que nos dé más seguridad respecto al origen, procedencia y características de migrantes que en algún momento sea necesario investigar.
El proyecto permite una base de reciprocidad y beneficio para todos los países que contraigan los compromisos respectivos y, al mismo tiempo, facilita de manera más eficiente la investigación y prevención de delitos que trascienden las fronteras. Desde ese punto de vista, llena un vacío que la ciudadanía viene reclamando desde hace algún tiempo y por eso lo vamos a apoyar.
Gracias.
El señor ZALDÍVAR, don Andrés (Presidente).- Tiene la palabra el Senador señor Pizarro.


El señor PIZARRO.- Señor Presidente, efectivamente, este es un proyecto de ley adecuatorio que tiene como objetivo facilitar el intercambio recíproco de información entre las distintas instituciones vinculadas al cuidado de las fronteras, a policía internacional y a la identificación de personas que se trasladan de un país a otro. En el caso de Chile, es muy importante también porque, como ya señalaron los Senadores Guillier y Chahuán, objetiviza las decisiones que en un momento determinado pueden tomar las policías fronterizas en cuanto al ingreso o circulación de individuos.
La migración constituye un fenómeno mundial positivo, pero que genera problemas de desconfianzas y de prejuicios respecto de migrantes pertenecientes a pueblos que hoy día se ven afectados por hechos de violencia, guerras internas, contiendas religiosas, etcétera. Y además -y es lo que quería agregar a lo ya dicho- plantea un tema práctico.
Chile es uno los pocos países de América Latina que han logrado facilidades para la movilidad de sus nacionales, por motivos turísticos o de negocios, con el Gobierno americano a través del programa de exención conocido como "Visa Waiver", que autoriza el ingreso a los Estados Unidos sin necesidad de visa para los ciudadanos de países que mantengan una baja tasa de inmigración ilegal.
En realidad, creo que el concepto "ilegal" está mal utilizado, porque la migración también puede ser irregular. Desde el punto de vista de nuestra doctrina, quien migra a otro país sin tener los permisos adecuados no comete delito, sino que se coloca en una situación de irregularidad. "Ilegal" significaría tratar a esas personas como delincuentes, que es justamente lo que se quiere evitar con la presente normativa.
Por otro lado, el proyecto resguarda y evita el abuso de la utilización de datos personales para otros efectos que no sean los contemplados en sus disposiciones.
Pero la información debe ser instantánea y oportuna porque, cuando se generan este tipo de problemas, se requiere contar con antecedentes confiables y fidedignos que permitan tomar una decisión correcta respecto del ingreso o egreso de personas.
Así que nosotros consideramos que este proyecto es muy importante. Fue aprobado de manera unánime en la Comisión y lo vamos a votar a favor en la Sala, señor Presidente.
El señor ZALDÍVAR, don Andrés (Presidente).- Tiene la palabra a continuación el Senador señor Navarro.


El señor NAVARRO.- Señor Presidente, siempre me llama la atención que haya extraordinaria fluidez para el intercambio de datos personales, pero no exista la misma fluidez en materia de recursos financieros.
Es posible conocer los antecedentes de cualquier individuo, pedir sus datos e incluso facilitar su detención internacional. También se puede registrar quién tiene derecho o no a entrar a los Estados Unidos. Como dice el informe, en su página 10, el ciudadano chileno Carlos Cardoen lleva más de diez años con alerta roja y sin poder salir de Chile pese a que no ha sido objeto de ninguna petición de extradición.
Estados Unidos siempre ha sido discrecional y arbitrario en esta materia. Sus nacionales no tienen carnet de identificación, tal como lo conocemos en Chile. Sin embargo, ha generado una fuerte legislación para la identificación de los migrantes producto de los gravísimos hechos de terrorismo que ha vivido. Por cierto, Chile cuenta con la Visa Waiver, de manera que sus ciudadanos pueden ingresar al país del norte sin tantos obstáculos. Más de 300 mil compatriotas ya lo han hecho. Pero me preocupa este acceso a los datos personales.
No hay nadie del Ministerio de Relaciones Exteriores en la Sala, y me gustaría saber qué significa exactamente esta entrega de datos personales. ¿Será posible llevarla a cabo sin el consentimiento del afectado? ¿Será completamente discrecional? ¿Tendrá derecho un viajero a saber que está siendo auscultado por un Gobierno que está evaluando el ingreso a su territorio?
Digo lo anterior porque todos vamos a estar de acuerdo en que hay que resguardar la seguridad nacional, combatir el terrorismo y proteger a la ciudadanía de este flagelo, pero quisiera que mostráramos la misma diligencia para saber en qué paraísos fiscales invierten sus capitales los chilenos. En nuestro país es posible conocer sus datos personales, pero no los lugares donde ponen su plata. O sea, cuando se trata de una fortuna, de dinero, la información queda protegida, pero, si corresponde a antecedentes personales, su conocimiento está permitido.
He presentado un proyecto de ley para establecer la prohibición de que autoridades de elección popular (Presidente de la República, senadores, diputados), así como el Contralor General de la República, ministros y otros funcionarios públicos asuman sus cargos si mantienen dineros en paraísos fiscales. No parece conveniente que quien pretenda ocupar la primera magistratura de la nación obligando a los chilenos a pagar el IVA del pan todos los días tenga sus platas en otras partes, sin pagar impuestos.
Uno quisiera que la presente legislación también permitiera a un Estado conocer dónde están los recursos de sus ciudadanos.
Como aquí se trata de intercambio de datos personales, que muchas veces pueden ser discrecionales, me voy a abstener. Si esta materia fuera tan importante, debiera haber alguien del Ministerio de Relaciones Exteriores que nos pudiera explicar en detalle cuál es el alcance del proyecto. Hay países que de manera unilateral y sin prueba alguna toman decisiones en contra de ciudadanos chilenos -lo hace Estados Unidos, permanentemente-, sin poseer ningún fundamento plausible o uno muy caprichoso.
Entonces, este intercambio de información, que faculta al Director Nacional del Servicio de Registro Civil e Identificación para suscribir convenios, debiera ser objeto de mucha discusión en el Senado, para que la legislación propuesta de verdad cumpla el objetivo que se señala (proteger la seguridad pública, combatir el terrorismo) y no dé motivo a decisiones unilaterales sobre cualquier ciudadano en nuestro país.
Me preocupa que firmemos compromisos que involucren el intercambio de datos, porque sabemos a ciencia cierta que hay espionaje y que hace mucho rato los datos dejaron de ser personales. Como lo ha denunciado en más de una oportunidad nuestra Cancillería, Chile es espiado. Todos los países lo son. Hay programas especiales de espionaje. Por lo tanto, la seguridad de los datos de las naciones no se halla garantizada.
Me voy a abstener, señor Presidente, porque creo que el intercambio de datos recíproco muchas veces no es tan recíproco.
Y, en segundo lugar, porque si la iniciativa fuera de tanta importancia, aquí debiera haber alguien de la Cancillería (el Ministro, el Subsecretario) para explicar la relevancia de una iniciativa de esta naturaleza y, en particular, si vamos a permitir que información sensible de los chilenos vaya a parar a cualquier país con el que firmemos un tratado de este tipo.
Yo quiero garantizar esa reciprocidad y que me expliquen muy claramente cómo se defienden los derechos de las personas frente a esta situación.
Me abstengo, señor Presidente.

El señor ZALDÍVAR, don Andrés (Presidente).- En todo caso, quiero decirle al señor Senador que en la parte final del artículo 1 se establece un mecanismo que no compromete la entrega de las bases de datos.
Dice: "Asimismo, la entrega de información en ningún caso implicará el traspaso de bases de datos nacionales ni el acceso directo a ellas por parte de otro Estado, sus organismos u organizaciones internacionales.".
Es decir, la entrega tiene que ser caso a caso, como hoy día sucede en la Policía Internacional.
Eso, señor Senador, para su tranquilidad en cuanto al manejo de la información.
El señor NAVARRO.- Gracias, señor Presidente.
El señor ZALDÍVAR, don Andrés (Presidente).- Señor Secretario.
El señor LABBÉ (Secretario General).- ¿Alguna señora Senadora o algún señor Senador no ha emitido su voto?
El señor ZALDÍVAR, don Andrés (Presidente).- Terminada la votación.
--Se aprueba en general el proyecto (19 votos a favor y una abstención), y se fija como plazo para presentar indicaciones el jueves 13 de abril.
Votaron por la afirmativa las señoras Muñoz, Lily Pérez y Von Baer y los señores Araya, Bianchi, Chahuán, Coloma, García, García-Huidobro, Guillier, Horvath, Lagos, Ossandón, Pérez Varela, Pizarro, Prokurica, Quintana, Quinteros y Andrés Zaldívar.
Se abstuvo el señor Navarro.